Grandes Reservas, EL VINO EN MAYUSCULAS…

Julio Sáenz
diciembre 2, 2014

Los sentidos se deleitan en las cosas que tienen las proporciones correctas”. Santo Tomas de Aquino, teólogo y filósofo, (¿Italia? 1224 – Abadía de Fossanuova, 1274).

No podría empezar este post sin esta cita. Esta cita se merece este vino y este vino necesita esta cita. Creo que es la primera vez que, por estos lares blogueros, dedico una reflexión a un vino en particular. Y no puede ser otro que al ‘nuevo’ Gran Reserva 890  de 2001 ‘Selección Especial’ que acabamos de presentar. Es el primero de la clase y, en mi opinión, “nuestro mejor vino de la mejor añada de Rioja”.

RA papel roto_0002peqEn nuestra casa bodeguera siempre hemos considerado que los mejores vinos debían ser los Gran Reserva. A veces, incluso, manteniéndonos quietos frente a modas y críticas para continuar siendo fieles y honestos con la historia, con el Barrio de la Estación, con una forma de ver y hacer vino. Siempre con la idea “de intentar hacer cada añada los mejores vinos para nuestros clientes y amigos”. Ser fieles y honestos, repito e insisto, en años duros como en el 2001, cuando los coletazos y comentarios acerca de los funerales de los Grandes Reservas eran el pan de cada día. Hace 13 años… ¡qué  jóvenes y atrevidos fuimos! ¡Mantener el estilo!

Y no lo tuvimos fácil,  la verdad. Podíamos haber echado el día (y los meses) haciendo un ‘Super Top’ de nueva generación, tan de moda en esos momentos, de esos de los 100 euracos la botella. Nos hubiese salido fenomenal. Seguro. Mimbres había. Y uvas. Pero creo, muy sinceramente, que hubiese sido una falta de respeto y una pérdida de honestidad. Muchos de esos vinos ‘Super Top‘ tenían maneras de Grandes Reservas, pero quizás las prisas, en ese momento, no fueron buenas consejeras y salieron demasiado pronto…Como siempre digo, las urgencias no son buenas compañeras de viaje en esto del vino. _MG_4410peq

Ahora presentamos un GRAN RESERVA. Un 890. De la cosecha 2001. ¿De la mejor cosecha de Rioja? Pinta bien en mi opinión. Jovencita, solo 13 añitos, pero cómo viene…
Con este vino hemos querido ser honestos y, si en verdad es para nosotros un vino excepcional, de una añada excepcional, elaborado con un cuidado excepcional…¿Por qué no concederle ‘nuestro’ máximo galardón? ¿Por qué no SELECCIÓN ESPECIAL?

¿Que destacaría de este -cualitativamente hablando- cosechón? Por un lado la excelente sanidad de las uvas. Nunca habíamos visto nada igual. 100% de las uvas sin botryitis. 100 %. Recuerdo a un viticultor, un señor mayor que tristemente falleció hace unos años, que me decía: “Mira Julito, llevo más de 40 años trayendo la uva a esta casa y jamás he visto las uvas así, sin nada de botrytis, nunca”. Y fue verdad. Llevo ya 18 añitos en esto y no he visto nada igual.

890 2001Lo segundo, eso que yo creo que es esencial para conseguir que las uvas maduren de forma equilibrada, frío a la noche, y sol a la mañana. No sé la razón técnica pero la experiencia nos dice que, cuando esto ocurre, las uvas son más equilibradas, más elegantes, más complejas y dan vinos más equilibrados, más elegantes y más complejas.

La tercera pata sería nuestra experiencia de más de 125 años (aunque no lo parezca). La tradición, la memoria, el ‘savoir faire‘ francés, el ‘know how‘ inglés o la EXPERIENCIA del castellano antiguo. Este vino lo hemos elaborado aprovechado las ventajas que el medio nos da. No hay recetas. Estas uvas las vendimiamos a primera hora de la mañana, cuando todavía están frías y más íntegras, a finales de octubre, “como siempre en La Rioja”. Mezclando el Tempranillo (95%), con el Graciano (3%) y el Mazuelo (2%). Y luego, seleccionar y seleccionar. Primero, el mejor vino, luego las mejores barricas, una a una cada seis meses durante 6 años. Has oído bien, 6 años. Y después, el cuidado y la paciencia de la botella. Hasta hoy. No hay prisa. No hay recetas. Es una cuestión de confianza. Así ha sido. Así es y así será. Hoy es un Gran Reserva, mañana el vino CON MAYÚSCULAS….

Anímate a comentar

  • José Enrique Penedo Ramos 11/12/2014

    Buenos días. Soy un amante de sus vinos y consumidor de ellos en las etiquetas Arana,Ardanza,904 y 890 y, a veces, Alberdi. Desde la elaboración del 2001 he observado una diferencia notable en el paladar que, a mi juicio,puede deberse a una menor elaboración en barrica.Esta semana he adquirido unas botellas del 890 2001 y creo, a mi humilde juicio, que le ocurre lo mismo, le ha desaparecido la «dulzura» de la barrica y el color clásico. Me gustaría saber sí han variado la forma de envejecimiento de los vinos y sí es cierto mi opinión es que deberían de volver a la » de siempre «, que tantas satisfaciones nos ha dado a sus clientes. Le envío un saludo, esperando sus comentarios, sí proceden.
    Atte.
    José Enrique Penedo.

    • Torre de Oña 12/12/2014

      Hola José Enrique,
      En primer lugar, agradecer tu fidelidad hacia nuestros vinos. Comentarte que básicamente no hemos variado nuestra forma de elaborarlos. Cada marca sigue manteniendo los mismos porcentajes de las distintas variedades, seguimos manteniendo los tiempos de crianza en barrica, la trasiega artesanal barrica a barrica, el uso exclusivo del roble americano y mantenemos los tiempos de envejecimiento en botella en nuestra bodega.
      Evidentemente, nuestros vinos han ido evolucionando adaptándose perfectamente, por ejemplo, a la extraordinaria revolución gastronómica de los últimos años. Ha sido poco a poco. A nuestro entender y también al de nuestros clientes, críticos especializados, etc. siempre mejorando las prestaciones que dan esos vinos. No hemos realizado grandes cambios, pero si hemos ido evolucionando, haciéndolos más ‘frescos’ para que tengan una vida todavía más larga. Hasta este momento, y ya llevamos varias añadas, la satisfacción nos llega de nuestros clientes, los cuales nos indican que cada añada de cada marca es mejor que la anterior. A mi modesto entender, creo que hemos mejorado considerablemente en estos vinos. Recibe un cordial saludo, Julio Saénz (Enólogo de La Rioja Alta, S.A.)